Inaugurando la temporada festivalera con San San Festival

514

Las primeras veces siempre son difíciles… Recuerdo el primer Low Cost Festival (ahora Low Festival) y me veo a mí misma pidiendo la hoja de reclamaciones por algo que ahora ni recuerdo pero que en su día me cabreó mucho. Y mirad, las quejas que yo ahora tengo del Low son de otro tipo y dudo que se solucionen por muchas ediciones que pasen.

Hay que aprender de los errores y creo que San San Festival lo ha hecho en su primera edición.  Lo que pasa es que si ves cómo se preocupa la organización por todo, cómo asumen los errores, cómo tratan a la gente y cómo intentan solucionarlo todo, el problema se suaviza de cara a los asistentes. La humildad y el buen rollo que se gastaron a mi me sirvió para pasar un festival súper feliz y muy divertido.

Un recinto grande y bien preparado para albergar a 10.000 personas, puestos de comida con su espacio de bancos y mesas para comer (no es una tontería, no en todos los festivales lo tienen), un escenario pequeño que llegaba a ser acogedor y siempre se veía bastante lleno, cosa de agradecer. Y además, el sonido a mi juicio no estaba nada mal. En el escenario principal, la cosa cambiaba pero se solucionó al tercer día (como el domingo de resurrección, que para eso estábamos en Semana Santa).

Mi primer concierto del festival fue el de MAIKA MAKOVSKI, a quien desde que vi en el Teatro Lara de Madrid me dejó totalmente en shock… Tanto talento en una misma persona debería estar prohíbido ¡Qué mal repartido está el mundo! Y aunque no me acuerdo del orden en el que vi los conciertos (ni siquiera me enteraba allí), esto es lo que pude ver:

IZAL porque aunque reconozco que a mi no me terminan de enganchar por alguna extraña razón, si el año pasado eran el grupo revelación, este año ya se consolidan como una banda imprescindible en el panorama musical de este país. Y oye, que yo les admiro, les admiro mucho por lo que han conseguido y lo que están consiguiendo. Además, son un encanto de tíos y muy buenos ¡Enhorabuena, chicos!

Mis queridos JACK KNIFE porque hicieron bailar a todo el mundo y cada día hacen más suyo el escenario… Casi es orgullo de madre lo que siento por ellos ¡Me emociona mucho verlos crecer en el escenario!

CYAN es una de mis bandas favoritas de este país. Lo digo y lo repito las veces que haga falta. Es un grupazo y ojalá en este mundo todo el mundo tuviera lo que merece. El de San San Festival es sin duda uno de los mejores conciertos que recuerdo de ellos.

SMILE… Alguien me dijo de ellos el otro día que es el mejor grupo español que canta en inglés y no creáis que estoy en desacuerdo… En Mobydick hace unos meses salí embobada con el concierto que ofrecieron, siempre me han encantado y en este festival, aunque no pude ver el bolo entero, me dejaron una sensación bastante similar a la de aquel día.

Sobre 84 poco puedo decir aparte de lo que he ido diciendo durante los últimos años. Confío tanto este grupo, me han dado tanto a nivel musical, emocional y de nuevas ilusiones, que sus conciertos ya son parte de mi. Y además en el festival se les vio disfrutar en el escenario y muy felices. Cosa que transmitieron al público con una facilidad asombrosa.

Mi querido CARLOS SADNESS, por cosas de la vida (del festival en este caso), actuó dos veces. Bien para mi, bien para él, bien para todos. La primera vez yo no llegué a tiempo. La segunda la disfruté como una enana. Y como fue cortito, me quedé con ganas de más incluso.

Pura actitud la que se gastan THE RIGHT ONS en directo. Energía que sale del escenario disparada hacia el público y contagia al momento. Da igual en español o en inglés, la gente baila por igual y lo disfruta como si le fuera la vida en ello.

AMARAL como siempre, me encantaron, Eva es una persona que te transmite TANTO que no puede pasar desapercibido un concierto de ellos. Y escuchar ‘Ratonera’ en directo… ¡uf! Me encanta esa canción y cada vez que la escucho me gusta más.

De POLOCK disfruté mucho el ratito que los ví (me dividí entre ellos y Amaral) pero me quedé con ganas de verlos en un concierto entero porque son un grupo acojonante. Desde la primera vez que escuché  ‘Fireworks’ hasta todos los temazos que componen ‘Rising up’, no he encontrado una canción de la que diga: “esta no me gusta”.

A MISS CAFFEINA no pude verlos del todo pero sí que vi a un público disfrutando mucho con ellos… Quizá ahora estoy un poco más desconectada de su música pero verlos crecer siempre es una alegría. Y se nota cómo van creciendo en cada concierto que los veo.

Para mi, LORI MEYERS es una apuesta segura. Como me encantan, me gustan muchos sus discos, en directo son lo más y encima salió ANNI B SWEET con ellos, estaba claro que iba a salir contenta de aquello.

Ale, Nita, Carlos y el resto de la banda de FUEL FANDANGO sufrieron retrasos descomunales con su prueba de sonido. Unas 7 u 8 horas no se las quitó nadie pero cuando salieron al escenario y dejaron boquiabierta a la gente a mi alrededor, cualquiera diría que llevaban tantas horas ahí esperando y cansados…

Lo de LOVE OF LESBIAN no es que fuera un concierto… ¡Aquello fue un fiestón durante todo el festival! El directo, como siempre, a full… Ellos increíbles, la gente bailando sin parar y sobre todo cantando, cantando todas y cada una de las canciones del setlist… TODAS. Pero oye, que si Love of Lesbian no estaban en el escenario y sonaba la música entre concierto y concierto… ¡Daba igual! ¡La gente lo daba todo como si Santi Balmes estuviera a unos metros!

LA HABITACIÓN ROJA no es que fuera un concierto que me hiciera especial ilusión ver pero me sorprendió para bien. Creo que no les había dado una oportunidad porque no es mi rollo totalmente y, ¡se la merecían!

XOEL LÓPÈZ emocionante, siempre con la emoción a flor de piel con su música.

Lo de DINERO es otro rollo… Este grupo en directo es acojonante y a mi no dejan de demostrármelo cada vez que  voy a verlos… Mucho más DINERO por toda España, por favor. Y si es en todos los sentidos, ¡mejor!

Y los enormes VARRY BRAVA con su psicodélico look, invitaron a bailar a todo aquel que aguantó a la última hora de un día en el que tenían previsto tocar a las 21h si no recuerdo mal. Pero vamos, que los bailes a las 2 y pico de la mañana, también nos sentaron muy bien para pasar mejor ese frío nocturno que contrastaba con los días de playa que hemos tenido.

Me faltan grupos y dj’s que no recuerdo ahora mismo o no pude ver bien como Eme DJ o Iván Ferreiro pero la conclusión que saco de este festival es que, por muchos festivales que haya, la gente sigue yendo y sigue disfrutando de la música en directo. En este caso además, de la música hecha en nuestro país. Pero no solo eso sino que se le da oportunidades a grupos que no conoce la gente. Para mi esto es todo bueno. Si un festival comete errores en su primera edición, es normal… ¡Habrá que darles una oportunidad! Y esa oportunidad será volver a Gandía el año que viene para disfrutar de la segunda edición de San San Festival. No sé vosotros pero si alguien apoya la música de este país, yo me uno al 100%.

Gracias San San, gracias Fugu, gracias Wil y gracias a todos los grupos y gente bonita con la que compartimos estos días de festival.

 

Deja tu comentario

  • Tranquilo, no lo publicaremos